Una gran diversidad, endemismos y gran vulnerabilidad son las principales características de nuestra fauna.

Nos encontramos, principalmente, con una gran abundancia de aves, muchas de ellas migratorias: abubillas (upupa epops), lechuzas (Tyto alba), cernícalos  (Falco tinnunculus), águilas calzadas (Hieraaetus pennatus), águilas marinas (Haliaeetus albicilla), gaviotas (Laridae), aves de caza, como la perdiz (Alectoris rufa), la codorniz (Coturnix)  y pequeños pájaros, como por ejemplo, los gorriones (Passeridae).

Lo que más abunda en la garriga son los pequeños pájaros insectívoros como la curruca (Sylvia melanocephala), y el petirrojo (Erithacus rubeula). En los pinares, podemos observar insectívoros como el carbonero (Parus mayor), el chochín (Troglodytes), y el verderón (Carduelis chloris). Los cultivos, con alta producción de alimento, son visitados por muchas especies, como la tarabilla (Saxicola torquata), la cojugada (Galerida theklae), la perdiz (Alectoris rufa) y, en invierno, el zorzal (Turdus philomelos). En cuanto al litoral, es muy habitual observar las siguientes aves marinas: la gaviota (Larus michahellis), el cormorán (Phalacrocorax arstotelis)y el virot (Calonectris diomedea.

Otro grupo de interés son los reptiles, como la culebra de cogulla (Macroprotodon brevis), la lagartija balear (Podarcis lilfordi), localizadas mayoritariamente en las paredes, el sapo verde (Bufotes viridis) y la tortuga mediterránea (Testudo hermanni).

Entre los vertebrados mamíferos, destacan el erizo, el hurón (Mustela nivalis), y roedores, como por ejemplo, la rata cellarda (Eliomys quercinus), liebres y conejos.

En cuanto a la fauna marina, cerca de las orillas, abundan los peces de roca, o de poca profundidad, como los serrans (Serranus cabrilla), saupes (Sarpa salpa), obladas (Oblada melanura), cabracho (Scorpaena scrofa), murénidos (Muraenidae), meros (Epinephelinae), el raor (Xyrichtys novacula), el verderón (Carduelis chloris), sargos y doradas, y también la cigala mallorquina (Nephrops norvegicus). En las zonas rocosas encontramos una gran cantidad de erizos marinos (Echinoidea) y mar adentro, calamares, sepias y langostas, entre otras especies.